Home / EXPOSICIONES / Jerez & Japón: Flamenco & Gyotaku

Jerez & Japón: Flamenco & Gyotaku

sup-gyotakuLa exposición Jerez & Japón: Flamenco & Gyotaku estará formada por estampas andaluzas (grabados), obras de Manuel Martín Morgado (xilografías y linóleos flamencos) y del ‘Dúo Equipo Creativo’, formado por Gabriela Diosdado Selma y Domingo Martínez González (‘gyotaku’ es una técnica no tóxica tradicional japonesa de «estampación de peces») y se ubicará en un entorno singular, el Hammam Andalusí (Baños Árabes) y en un momento muy adecuado para rendir homenaje a la importante cantidad de asistentes al Festival de Jerez que proceden de Japón.

flamenco_640«En Enoshima, una pequeña localidad pesquera cerca de Tokio, las barcas salen cada tarde a la mar. Al regresar, los pescadores seleccionan algunas de las piezas cobradas, las empapan de tinta e imprimen con ellas sus propios carteles. Los peces hacen las veces de nuestras planchas de grabado: la presión sobre el papel les permite transferir su propia imagen. Su tamaño, su silueta, la textura de sus escamas, la transparencia de sus aletas… Los pescadores solo se permiten el retoque de los ojos, una licencia que me gustaría creer más emparentada con la magia y el juego que con la obsesión realista de fidelidad al modelo. A continuación, con una caligrafía grácil anotan la clase, el peso y el precio del pescado. Cuelgan el cartel en el interior de su tienda, junto a los otros muchos peces que ese día están a la venta y que van desapareciendo a medida que los clientes los compran y se los llevan». (Joan Fontcuberta. “El beso de Judas. Fotografía y Verdad” artículo en Cartografias Urbanas. Ed. G.Gili, Bacelona, 1997).

Gyotaku2_640El término significa gyo-tah-koo, “frotar” y “pescado”, una palabra registrada en la primera exposición celebrada en la Galería Matsuya de Tokio en 1955. Hay dos métodos para su realización: el método directo o chokusetsu-ho, en el que se aplica la tinta directamente sobre el pez y se deposita el papel encima frotando hasta obtener la impronta. Es de mayor dificultad, pero capaz de registrar con precisión las textura de las escamas y la transparencia de las aletas. El segundo, método indirecto o kansetsu-ho es menos preciso y se realiza aplicando el color con una muñequilla sobre el papel apoyado sobre el animal. Desde el punto de vista artístico muchos recogen la huella del animal con multitud de colores aplicando las técnicas del monotipo o iluminando la estampa; tampoco se limitan a estampar peces en solitario, sino que crean complejas composiciones que pueden incluir otras especies como cefalópodos, moluscos o crustáceos e, incluso, plantas y piedras. A veces el aspecto de estas impresiones es discutible desde el punto de vista estético, ya que su finalidad da más importancia al poceso y a la fidelidad de la huella. Recuérdese que se originó con la identidad de autentificar la escala para que ningún pescado, vendedor o deportista, dudara del tamaño de una pieza si hubiera sido impresa por los medios veraces del gyotaku. Es conocida la oración…«Dios mío, permíteme pescar un pez tan grande que no tenga que volver a mentir a mis amigos». (Texto recogido por María del Mar Bernal, profesora de Grabado de la Facultad de Bellas Artes de Sevilla).

Exposición de Grabados: «Jerez & Japón: Flamenco & Gyotaku»
Del 20 de febrero al 20 de marzo
Hammam Andalusí (Baños Árabes)

Gyotaku3_640

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*